• 16-oct-2019

La fecha de hoy y el calendario mexica

El día de hoy en el tonalpohualli o calendario ritual

Hoy, 1 de agosto de 2019, sería el día ome miquiztli o 2 muerte, de la trecena 9 ce cóatl, 1 serpiente.

También decían que era este próspero signo para partirse para la guerra los soldados. Decían que los que nacían en este signo tendrían buena fortuna, y serían ricos si hiciesen, penitencia por reverencia de su signo. Y si fuesen descuidados en hacer penitencia, perderían la ventura que habían de haber. Y el que nacía en este signo no le baptizaban luego, sino al tercero día, que era la casa de ei mazatl, y entonces le ponían el nombre; porque, como está dicho, que todas las terceras casas de todos los signos son bien afortunadas. La segunda casa deste signo se llama ume miquiztli. Decían que era casa mal afortunada.

Fray Bernardino de Sahagún, Historia general de las cosas de Nueva España, t. I, 2000, pp. 380-389.

El día de hoy en el xiupohualli o calendario civil

En la correlación con el calendario mexica, hoy, 1 de agosto de 2019, sería el día 17 de la veintena 8, huey tecuílhuitl, que inició el 16 de julio y termina el 4 de agosto de 2019

Nombres: Huey tecuílhuitl, I, “fiesta mayor de los señores”, “gran fiesta de los señores”.

Deidades asociadas a los ritos: Xilonen, Cihuacóatl, Xochipilli.

Ritos principales: Los ritos de esta veintena estaban dedicados principalmente a Xilonen, “muñeca de jilote”, la diosa de los elotes tiernos de maíz, y a Xochipilli, “noble, flor”: dios del Sol naciente, de las flores y de la alegría. Ambas deidades eran especialmente veneradas por los gobernantes y la nobleza. En huey tecuílhuitl se continuaba con la celebración de la abundancia y por ello se redistribuían alimentos. Se realizaban sacrificios de esclavas que representaban a Xilonen y Cihuacóatl. En relación con Xilonen se llevaban a cabo algunos ritos particulares, como el que consistía en que las parteras conducían a una joven que personificaba a la diosa a la cima del cerro de Chapultepec, y al llegar ahí todas debían regresar corriendo al templo de Xilonen, en Tenochtitlan; al llegar, la joven debía bailar durante media hora, y si se ponía triste le daban una bebida. Al final la sacrificaban. Otros ritos estaban dedicados a Xochipilli, por estar asociado con los señores.