• 22-jun-2021

El linaje gobernante de México-Tenochtitlan

Xavier Noguez

En el capítulo III de los Primeros Memoriales, en su primer parágrafo, entre las fojas 51 recto y 53 vuelta, está dedicado a dar noticia, en forma de listado, de los gobernantes de México-Tenochtitlan y el Acolhuacan (los reinos acolhua- chichimecas de Texcoco y Huexotla), poniendo particular énfasis en los atavíos que simbolizaban su jerarquía. Breves noticias históricas y una cronología relativa fueron registradas en glosas en lengua náhuatl que acompañan a las figuras.

Aquí se presenta la sección correspondiente a los señores de México-Tenochtitlan (a la que nombran in toltzallan, in acatzallan, “entre tules y cañas”), en una excelente reproducción litográfica, producto de los esfuerzos compilatorios que realizó Francisco del Paso y Troncoso en Europa, a principios del siglo XX. Las fojas 51 recto a 52 recto, muestran 16 figuras de una lista que se inicia con Acamapichtli y termina con don Cristóbal (de Guzmán Cecetzin, Cecepatic o Cecepaticatzin) un señor de la ciudad tenochca de la etapa colonial temprana, que muere hacia 1562. Llama particularmente la atención los cambios de vestimenta que fueron expresados en tres formas diferentes: de Acamapichtli a Chimalpopoca, la vestimenta refleja una superposición de una tradición más bien orientada hacia la herencia acolhua-chichimeca, con flechas, tilmas de pieles, particularmente de venado, y asientos de tule. El pintor describe con detalle el cozoyahualolli, un importante elemento de jerarquía chichimeca que Thelma D. Sullivan traduce como una divisa en forma de abanico circular de plumas amarillas de perico, o una escarapela amarilla, según Castillo Farreras. A partir de Itzcóatl, cuando se forma la excan tlatoloyan o Triple Alianza, tras la derrota de Azcapotzalco, los atavíos reflejan una nueva jerarquía: los gobernantes toman el doble rango de tlatoque de México-Tenochtilan y hueitlatoque de la alianza señorial, en la que son acompañados por los representantes de los gobiernos de Texcoco (acolhua-chichimeca tecuhtli) y Tlacopan (Tacuba) (el tepanecatecuhtli). Aquí predomina la parafernalia asociada a Xiuhtecuhtli-Huehuetéotl (xiuhutzolli o xiuhtzontli, xiuhyacámitl o yacaxíhuitl y la xiuhtilma), así como la de Tezcatlipoca y quizá la de Tonatiuh, que aparecen en el borde de la tilma (tenchilnahuayo).

Para enfatizar aún más su alta jerarquía, estos reyes usan un asiento de respaldo (tepotzoicpalli). El último representante en este grupo es Cuauhtémoc. Sus sucesores muestran elementos simbólicos más sencillos: el asiento de respaldo y tilmas blancas con bordes blanquinegros (Motelchiuhtzin y Xochiquentzin), con líneas negras (Panitzin y Don Cristóbal) o sin ningún elemento (Tehuetzquititzin). A los nombres de los dos primeros se ha adicionado la palabra “governador”, dando noticia del nuevo puesto político que estaban desempeñando. Los glifos onomásticos han sido registrados con particular cuidado y merecen un análisis especial

Imagen: En los Primeros Memoriales, entre los ff. 51r. y 53v. se anotaron, en forma de listado, los nombres de los gobernantes de México- Tenochtitlan y el Acolhuacan. Sección correspondiente a los señores de México- Tenochtitlan, reproducción litográfica hecha por órdenes de Francisco del Paso y Troncoso, a principios del siglo XX en Europa. Digitalización: Raíces.

 

Xavier Noguez. Profesor-investigador de El Colegio Mexiquense, dedicado al estudio y publicación de códices coloniales del centro de México, así como a temas sobre el origen del guadalupanismo y la iconografía prehispánica y colonial temprana de tradición nahua.

Esta publicación puede ser citada completa o en partes, siempre y cuando se consigne la fuente de la forma siguiente:

Noguez, Xavier, “Primeros Memoriales”, Arqueología Mexicana, núm. 96, pp. 84-85.

Si desea leer el artículo completo, adquiera nuestras ediciones impresa o digital:

Dioses de la lluvia. Versión impresa.