• 8-dic-2019

Los tamales y los dioses mayas

En la última composición (de la sección A de la página 9 del Códice de Dresde)  tenemos al dios E del maíz o Ahan(?). Sobre su cabeza alargada apreciamos un tamal, de donde surgen las hojas tiernas de la planta. El augurio escrito sobre él versa como sigue: pe[h]kaj tuchich Ahan(?) o’och(?), ox wi’[il] yo…n, ‘fue atronado en la palabra de Ahan(?), [el augurio es] alimento(?), mucha comida…’.

Tomado de Erik Velásquez García, Códice de Dresde. Parte 1, Arqueología Mexicana, edición especial, núm. 67.

Si deseas adquirir un ejemplar