• 27-nov-2021

El jade

Mary Louise Ridinger

El valor simbólico del jade

¿Por qué las culturas de Mesoamérica veneraban el jade?… ¿Por qué las civilizaciones antiguas que conocían el oro y el jade valoraban más este último?

El jade representaba sus deseos más profundos, la inmortalidad… la eternidad. El oro se puede fundir, martillar, aplanar y convertir fácilmente de una forma a otra, con lo que pierde su identidad original. El jade, por el contrario, resiste cualquier intento de cambiarlo con algo menos duro. Para las civilizaciones antiguas, el jade era el único material disponible de mayor dureza, resistencia y durabilidad.

Desde hace cien años, la compañía De Beers ha usado el lema “Los diamantes son para siempre” con el propósito de simbolizar un regalo de amor duradero. Un príncipe maya habría dicho a su prometida: “Mi amor por ti es tan eterno como el jade”. El jade de los olmecas, mayas y aztecas tendrá la misma apariencia dentro de cuatrocientos mil millones de años que la que tiene hoy en día, si es que nuestro planeta todavía existe.

Para la gente mesoamericana de la época precolombina, el jade representaba la respiración, la vida, la fertilidad y el poder. La asociación de los tonos del verde más brillante utilizados por la aristocracia indicaba que consideraban el jade verde como la piedra más valiosa. Curiosamente, durante los doscientos cincuenta años de la dinastía Qing, el jade verde brillante fue de uso exclusivo del emperador y su familia. En Mesoamérica, el verde más brillante también fue de uso exclusivo de los emperadores y los nobles. Pocas personas saben que yax es una palabra maya que significa “número uno”, “el primero” y “el más fino” y, también, “verde resplandeciente”.

Imagen: Izquierda: Aspecto actual de la máscara de murciélago. La restauración de la máscara resultó en una imagen mucho más estilizada y con rasgos más acordes con la plástica de Monte Albán de principios de nuestra era. Foto: Agustín Uzárraga / Raíces. Derecha: Placa de jade. Cultura maya. Foto: Jorge Pérez de Lara / Raíces. Ambas en el Museo Nacional de Antropología.

 

Mary Louise Ridinger. Arqueóloga. Presidenta de Jades, S.A.

Esta publicación puede ser citada completa o en partes, siempre y cuando se consigne la fuente de la forma siguiente:

Ridinger, Mary Louise, “Cronología del maíz”, Arqueología Mexicana, núm. 27, pp. 52-59.

Si desea leer el artículo completo, adquiera nuestras ediciones impresa o digital:

Rocas y minerales prehispánicos. Versión impresa.