• 27-sep-2021

Cantona, Puebla

Ángel García Cook

En Cantona hasta ahora se han explorado y habilitado a la visita pública alrededor de 25 ha –13 ha en la Acrópolis y 12 en las terrazas intermedias, en la parte baja y en la ladera de la colada de lava superior– en las que se pueden observar: 54 unidades habitacionales populares, nueve unidades habitacionales de la elite y una mixta –de la elite y cívico-religiosas– en las terrazas intermedias y parte baja del asentamiento, así como 32 conjuntos arquitectónicos en la parte alta, donde se localiza el centro cívico-religioso principal de la ciudad o Acrópolis. Entre estos conjuntos se encuentran seis canchas para el juego de pelota, cuatro de las cuales forman parte de conjuntos arquitectónicos alineados –juegos de pelota 5, 6, 7 y 23 o microjuego–; nueve plazas cívico-religiosas con una pirámide cerrándolas por el oriente o poniente; una plataforma con silos, y 16 unidades habitacionales de la elite. Además se exploraron, liberaron y habilitaron –la mayoría parcialmente– 39 vías de circulación, entre ellas calzadas, calles, pasillos, cerradas y privadas. También se liberaron y habilitaron cuatro accesos escalonados a la Acrópolis, y una serie de terrazas escalonadas, situadas sobre todo al poniente de la Acrópolis, que cubren las laderas de la última y penúltima colada de lava. Todo lo anterior da una idea a los visitantes de la conformación y características del asentamiento, aunque sólo represente 1.7% de la superficie total que ocupó la ciudad al momento de su máxima ocupación –600 y 800 d.C.–, que abarcaba 1 453 ha.

También fue abierto al público el museo de sitio, donde se exhiben varias de las piezas obtenidas en las excavaciones llevadas a cabo en Cantona, tanto de cerámica como de piedra, en hueso –humano o de animal–, restos osteológicos humanos, entre otros, con lo que se muestra de manera sintética la conformación y desarrollo de esta gran ciudad.

Imagen: El basamento piramidal de la Unidad 167 después de la intervención arqueológica. Foto: Taller de Drones y Fotogrametría, Dirección de Estudios Arqueológicos, INAH. Ángel García Cook (1937-2017). Arqueólogo por la ENAH. Fue investigador del INAH. Foto: Javier Martínez.

 

Ángel García Cook (1937-2017). Arqueólogo por la ENAH. Fue investigador del INAH.

Esta publicación puede ser citada completa o en partes, siempre y cuando se consigne la fuente de la forma siguiente:

García Cook, Ángel, “Cantona, Puebla”, Arqueología Mexicana, edición especial, núm. 73, p. 9.

Si desea leer el artículo completo, adquiera nuestras ediciones impresa o digital:

Cantona, Puebla. Una gran ciudad prehispánica. Versión impresa.

Cantona, Puebla. Una gran ciudad prehispánica. Versión digital.